EL RECORRIDO DEL GLIDER PASO A PASO

LABORATORIO El científico decide la misión del glider y el ingeniero, que es también el piloto, introduce los datos en su sistema operativo: la ruta, la profundidad máxima de inmersión, cada cuánto tiempo tiene que contactar con la base, los datos que debe tomar y cada cuánto tiempo, qué información tiene que transmitir, etc. cientifico
LANZAMIENTO Y NAVEGACIÓN Una vez que hemos puesto el glider en el agua, éste se sumerge y más tarde vuelve a emerger: durante toda la misión hace este movimiento de subida y bajada. Mientras se sumerge y emerge, toma datos. La energía para moverse la obtiene de unas baterías alcalinas o de litio. No tiene hélices ni motor, así que consume muy poca energía. Pero entonces, ¿cómo avanza? Avanza gracias al empuje de las alas, cuando el glider sube y baja, planea en el agua. Si tiene que cambiar de rumbo, lo hace con un timón que lleva en la cola.
ENVÍO DE DATOS El glider sube a la superficie, conecta su antena y envía vía satélite los datos que ha tomado. Si es necesario, recibe nuevas órdenes. A través del GPS, se orienta, detecta si las corrientes le han desviado y corrige su rumbo.

ENERGÍA

El glider no tiene motor, así que consume tan poca energía como un teléfono móvil. La que necesita la obtiene de unas baterías alcalinas o de litio.

¿Cuánto duran las baterías? Eso depende de:

  • El tipo de pila: las de litio duran más.
  • El entorno: si tiene la corriente en contra, consume más batería.
  • La misión: si tiene que bajar a más profundidad, encender muchos sensores, o enviar datos muchas veces al día, consume más batería.
glider_rearview-2

¿QUÉ PASA SI SE DESVÍA?

Las corrientes marinas son capaces de desviar al glider de su ruta. Cuando se da cuenta, el glider puede corregir su “error”: por ejemplo, si cree que han existido corrientes de dirección Sur, apuntará más al Norte para corregir ese desvío.

FIN DE LA MISIÓN

La misión se acaba porque…

  • Ya se había planeado así desde el principio.
  • Ha ocurrido un error muy grave, como un fallo mecánico.
  • Se están agotando las baterías.
  • Si se avecina una tormenta, le daremos al glider la orden de sumergirse, para esquivarla y continuar luego la misión. Pero si es un periodo largo de fuerte temporal… ¡hay que recuperarlo cuanto antes!

LA VUELTA A CASA

Lo mejor es que el glider vuelva a casa él solo. Aunque eso puede consumir mucha batería, así que hay que calcularlo bien desde el principio, para que el glider no se quede “tirado”.

A veces vale la pena seguir tomando datos científicos, aunque el glider se quede sin batería. En ese caso, cuando se acabe la energía iremos a buscar el glider, allá donde se encuentre: ¡y no siempre es fácil!

¡TENEMOS UN PROBLEMA!

Hay muchos peligros que acechan al glider mientras realiza su misión:

¡Si algo de esto pasa, hay que suspender la misión y rescatar al glider!

PELIGROS
  • Fallos mecánicos o de software.
  • Golpes con barcos, redes de pesca, boyas...
  • Baterías en mal estado.
  • Fallos de las comunicaciones, por culpa del propio glider o de los satélites.
  • Aguas poco densas, que no permiten al glider volver a la superficie.
  • Compañeros de viaje no deseados, como moluscos o rémoras, que se pegan al glider y no le dejan navegar.